NUNCA DIGAS HUBIERA A LO QUE NO HICISTE EN EL PASADO, EL HUBIERA NO EXISTE Y LAS COSAS PASAN POR ALGO

lunes, 28 de febrero de 2011

Tu ausencia...

Déjame disfrutar el sabor agrio de tu ausencia
Estoy encantada de vivir cada instante de mi agonía
Para que quejarme del dolor que me he buscado yo misma
Solo queda sonreírle a mi muerte que se acerca
Gozo cada momento que pasa sin ti
Pues me he anticipado al aprender a vivir con tu recuerdo
Me sugestione y plantee en mi cabeza como suplir tu esencia
Tuve que albergar tu calor en un frasco de anhelos
Y aun no se me ha terminado
Guarde herméticamente el aroma que expide tu cabello
Cual aire que me proporciona para poder respirar
Marque en mi piel la zona donde más sentí tus minuciosas caricias
Ahora vagan mis dedos recorriendo ese camino trazado
En realidad me deleito con tus palabras cortantes de cada día
Que mejor manera de reprochar mis errores
No queda más que divertirse con las penas propias
Yo me conseguí mi martirio individual
Cada tormento que llega a mi es por mi culpa
Todo lo que me sucede es consecuencia de mis acciones
Las noches de desvelo y lagrimas con mi descanso
Ver como la luna refleja su luz en mi océano de sollozo
Es parte de la belleza del sufrir
Cobijar mi corazón con el manto oscuro de la soledad
Para evitar que se congele por el frio de la madrugada
Y en los amaneceres cálidos donde la luz lastima mis pupilas
Oculto mis suspiros que se pueden escapar ante radiante sol
Escondo lo que quedo del sueño nostálgico
Creado en el crepúsculo del melancólico llanto
Porque ese haz de luz desea robar mis desdichas?
Fueron creadas para acompañarme en tu lugar
No deseo que se borren aun, soy feliz con ellas
Son las únicas que me han demostrado cariño
Un afecto tan confuso que están en las buenas y en las malas
Aconsejándome como matarte de mi mente
O como crearte un altar en mi inconsciente
Mis desgracias son la claridad de mi tenebrosa amargura
Me han encaminado a gozar de la desolación
Me ayudan a aparentar que estoy en duelo por tu amor
Mientras que disfrutamos de las angustias
Sonare masoquista o desequilibrada mentalmente
Pero me acostumbraste a implorar afecto
De la manera más tétrica y agobiante
Me prohibiste amarte desenfrenadamente
Ahora solo se odiarte tan positivamente
Que adoro tu indiferencia hacia mi presencia
Entre más trates de evadirme
Mas alcance tengo a mi venganza
Pagar mi calvario con mi felicidad
Entregarle a la vida el regalo más grande que puede por ahora guardar
Amor puro y verdadero antes de que comience también a expirar.

1 comentario:

Marili De la Cruz dijo...

wow en lo que a mi respecta es hermoso llegue a este blog siguiendo una imagen y me encanto lo que escribió quizá por que estoy pasando algo parecido pero que al final dista mucho de ser igual

Entradas populares